¿Cómo realizar el

autoexamen testicular?

Esto es lo que debe hacerse

1. Revisa tus testículos al menos una vez al mes

Trata de hacerte una autoexploración testicular una vez al mes a fin de familiarizarte con el tamaño y la forma de tus testículos.
Esto te facilitará descubrir la presencia de algo diferente o anormal en esa área.

2. Realizar tu autoexamen en la ducha

Lo mejor es efectuar el autoexamen testicular mientras estás tomando la ducha o un baño caliente, o inmediatamente después.
El escroto (la piel que recubre los testículos) está más relajada en ese momento, lo que facilita el examen.

3. Revisa un testículo a la vez

Empieza agarrando suavemente la parte superior del escroto, con el pulgar en la parte superior del testículo y los demás dedos debajo.
Pellízcalo suavemente para que el testículo no se mueva durante la exploración.

4. Gira tus testículos suavemente entre los dedos

Debes hacer girar cada testículo entre los dedos de ambas manos (aplicando una leve presión). Coloca los pulgares sobre la parte superior del testículo, con el índice y el dedo mayor de cada mano detrás de este, y luego hazlo girar entre los dedos.

5. Palpa los cordones espermáticos

Tienes que sentir el epidídimo (el conducto que transportarlos espermatozoides), una especie de cordón blando que duele un poco si se le presiona, ubicado sobre el borde posterosuperior de cada testículo. Este es un bulto normal.

6. Busca bultos o protuberancias

Cuando examines cada testículo, trata de detectar bultos o protuberancias en el frente o los cotados. En ocasiones, los bultos son tan pequeños como un grano de arroz o una arveja

7. revisa cambios de tamaño, forma, color o consistencia

Si notas algún tipo de hinchazón, bultos o cambios en el tamaño o el color de un testículo, consulta de inmediato a tu médico.
Aunque los testículos izquierdo y derecho suelen ser de diferentes tamaños, no deben de cambiar de tamaño que tenían antes. Si notas que alguno de ellos ha cambiado de tamaño, ¡contáctanos!

8. Dolor en el área

Si sientes algún dolor en la parte inferior del abdomen o ingle, o una sensación de pesadez en el escroto, dígaselo a su médico. Esta podría ser una señal de alerta.

¿Qué es el Autoexamen testicular?

Es un método sencillo que les permite a los varones examinar sus testículos a fin de asegurarse de que no existen bultos ni protuberancias inusuales que suelen ser el primer indicio de un cáncer testicular.

Aunque el cáncer testicular es poco frecuente en los adolescentes, suele ser el cáncer más común en hombres entre 15 y 35 años, en términos generales. Es importante que realices un auto examen testicular todos los meses a fin de familiarizarte con el tamaño y la forma normales de tus testículos, lo que permitirá descubrir la presencia de algo diferente o anormal en el futuro.

Razones para realizarse el autoexamen

Un autoexamen testicular se lleva a cabo para verificar si hay señales de alarma de cáncer testicular

Los testículos contienen vasos sanguíneos y otras estructuras que pueden hacer que el examen sea confuso. Si notas cualquier protuberancia o cambios en un testículo, debes ponerte en contacto con tu médico de inmediato.

La Corporación IPS Universitaria de Caldas te recomienda que te realices el autoexamen testicular cada mes si tienes cualquiera de los siguientes factores de riesgo:

  • Antecedentes familiares de cáncer testicular
  • Tumor testicular previo
  • Testículo no descendido

Si detectas algún cambio extraño, consulta rápidamente a tu médico. Esto puede salvarte la vida